Tendencias en el consumo de moda

Consumo de moda, tendencias

Las tendencias en el consumo de moda que reflejan la variabilidad en el mercado; es un gran motivo para que los negocios brinden servicios específicos.

Marketing de moda: Tendencias de consumo

Décadas atrás, el término moda se refería a un determinado periodo en el que predominaban tendencias de consumo. Éste surge cuando existía la modernidad sólida, término que ha ido cambiando con las tendencias de consumo.

Con el paso del tiempo, el consumo de moda ha cambiado junto con la modernidad volviéndose efímero, líquido. Dicho término acuñado por Zygmunt Bauman; adquiere sentido después de la Segunda Guerra Mundial, pues brinda un panorama de la sociedad que lo apropió para convertirse en una sociedad de consumo, donde la inmediatez y el dinamismo son elementos importantes hoy en día.

No sólo se trata de de lo más cool sino de la relación que se tiene con las decisiones que se toman en torno al diseño y desarrollo de un producto y/o servicio, pues recae en la imagen que proyecta la empresa hacia sus consumidores y clientes potenciales; reflejándose así, en las dinámicas de compra que llevan a cabo.

Un caso concreto, es la moda rápida donde grandes marcas desarrollan tendencias fashion de corta duración; las cuales responden a la demanda del mercado a partir del consumismo. Éstas provienen de la necesidad de satisfacer los deseos de las personas para que se sientan felices a partir del consumo de moda.

Por ello, los consumidores buscan la aprobación de la sociedad que está individualizada convirtiéndose en productos consumibles, según el sociólogo Zygmunt Bauman. Pero ¿qué hacer con las grandes cantidades de basura y a su vez, la contaminación que está generando esta industria?

Emociones en el consumo

Dicha situación comenzó a incrementarse a inicios de los años noventa, pero en la actualidad se ha vuelto más notoria; en donde las marcas a partir del consumo de moda realizan lanzamientos a mitad de una temporada ya están dando a conocer una nueva colección. Al año, las marcas entre seis y ocho temporadas que son consumidas por los consumidores, mismos que son estimulados mediante canales de comunicación.

“Cada año se producen alrededor de 80.000 millones de prendas en el mundo, el equivalente a un poco más de 11 prendas por habitante del planeta cada año. […]”

Archivo de la Organización Greenpeace

Es decir, que la cantidad de ropa que se desecha, ya sea por hábitos de uso o por calidad de la ropa, es inmensa y además, la mayor parte de ella se encuentra en buen estado; ya que el consumidor se enfoca en lo que viene, en lo nuevo que desea comprar para tener “una vida feliz”.

Pero como las nuevas tendencias efímeras salen al mercado, constantemente los clientes encuentran insatisfacción de nuevos deseos. Es así como el consumo se mantiene activo, según la perspectiva sociológica de Zygmunt Bauman. 

Una solución que han llevado a cabo algunos emprendedores frente a las tendencias de consumo es realizar bazares, los cuales tienen diferentes emisiones durante el año. En algunos implementan el trueque, en otros la compra de las prendas al propietario, ofreciéndole un porcentaje de las ganancias al vender alguna pieza a otro consumidor.

En otros casos, los dueños adquieren ropa de segunda o saldos que quedan de algunas tiendas y las ponen a la venta con la finalidad de brindarle una segunda oportunidad a la ropa.

Alternativas: compras IN

Estas opciones de mercado no son nuevas, pero sin duda han permitido que sus clientes potenciales realicen un consumo responsable y a la vez hagan uso de los avances tecnológicos que ha traído la modernidad líquida.

Algunos de los cambios han sido: la transformación de los espacios físicos a digitales, los hábitos de consumo, las formas de pago (usar un plástico en lugar de dinero en efectivo), así como también las características generacionales de los consumidores.

Si bien, desde hace unos años atrás ya comenzaba el comercio electrónico, pero fue hasta este 2020 que está teniendo un gran auge. Esto como respuesta a la satisfacción de necesidades básicas y secundarias sin poder salir de casa, pues hoy en día es una de las tendencias de consumo.

Dicha situación del COVID-19, que frenó algunos comercios dejando como consecuencias: el cierre de negocios, menor presupuesto para invertir, desempleos, disminución de salarios, entre otras; hizo notar la importancia de estar preparados estratégicamente y de la importancia de tener presencia en el ámbito digital. 

Es así como algunos bazares (de ropa, principalmente) fortalecieron sus canales de comunicación digital y otros más migraron al marketing de moda digital para crecer su negocio con ecommerce, y así incrementar las ventas. 

Es un buen momento para que hacer crecer tu negocio e incrementar tus ingresos. Mejora tu visibilidad hoy mismo. Agenda una llamada para realizar un diagnóstico a tu negocio y así te brindemos los servicios adecuados.


Acude a benditagencia.mx y llega a tu segmento de mercado con los mensajes adecuados y logra tener clientes potenciales de manera orgánica.

Total
0
Shares
Previous Post
Mujeres en los negocios digitales

Emprendimiento digital, mujeres en el marketing online

Next Post
Crecimiento de empresas con inbound marketing, agencia digital

Inbound marketing para el crecimiento de empresas

Related Posts